Construyendo...

Este blog está en elaboración. Algunos de sus contenidos son provisionales.

jueves, 13 de diciembre de 2012

EL Método, por Cuartas justas


(En construcción)...
A mi modo de ver la esencia del conocimiento profundo de la distrubución de las notas en el diapasón de la guitarra, reside en el intervalo de Cuarta justa. Otros instrumentos profundizan en sí mismos a través de intervalos de segunda, o cromáticos, variados, y se buscan la vida, por ahí, como nosotros (que no vamos a poder librarnos de ese estructura mental). Pero, sin duda, el intervalo "clave" para un músico que toca la guitarra, y quiere adentrarse en los canales que su instrumento le va a dar para comprender, interpretar y manejar la música, y entender y ejecutar los recursos que ésta le ofrece, son, sin duda los intervalos de las cuartas (Quintas descendentes, en terminología clásica).
La Cuarta justa es la subdominante. La subdominante, por su entorno y su ubicación tonal, genera en el oyente una sensación auditiva y argumental de "sucesión", la progresión, la continuación. La subdominante nos permite seguir y seguir. Es el grado tántrico. La secuencia constante, la cadencia perfecta. La Cadencia Perfecta. (No es broma). Se llama así. Y así sucede. Es perfecta porque resuelve, si conviene, y si no, tiene sus recursos para escaquearse, y convertirse en una secuencia sin fin.
En eso reside su perfecta imperfección. Ahí reside la esencia de la comprensión musical: si tienes duda, opta por la dominante. Si estás creativo, juguetón, si aún confías en esa frase, elige la subdominante. Es una apuesta por la vida; por la "marcha". La subdominante mola, porque siempre abre puertas, especula. La subdominante se sucede a sí misma, si quiere, y a pesar de que no resuelve, como, estira y recrea la música, nos gusta, nos guía. Nos fabrica  caminos. Nos "progresiona". La subdominante, tan injustamente llamada, no es tá por debajo (sub) de nada. Es la esencia de la música, y, en general, nos lo hace pasar muy bien.
En el INTERVALO DE CUARTA JUSTA anida la música. Y la vía del conocimiento de la guitarra. Por eso, un panegírico para las cuartas 
(do fa sib mib mib lab reb solb si mi la re do fa... una verdad universal. La verdad, verdadera de la buena).





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada